CIBanco
Acceso a clientes
Conozca nuestra
banca móvil
CIMóvil
Noticias

Noticia

Detalle de la noticia

La recuperación económica está muy vinculada con el proceso de vacunación

Efectivamente, lo que hemos visto de preocupaciones las últimas......
  • La recuperación económica está muy vinculada con el proceso de vacunación

     

    Comentarios del licenciado Manuel Somoza Alonso, presidente de Inversiones de CIBanco, y del licenciado Jorge Gordillo Arias, director de Análisis Económico

    y Bursátil de CIBanco, en Milenio Mercados en Perspectiva.

     

     

    MANUEL SOMOZA: Bienvenidos a Milenio Mercados en Perspectiva, aquí como todas las semanas con el licenciado Jorge Gordillo, director de Estudios Económicos de CIBanco, y su servidor Manuel Somoza, para platicar de temas económico financieros en México y en el mundo.

     

    Y quisiera empezar diciendo que tuvimos una semana con muchos movimientos, con mercados muy volátiles, el tema de la inflación y el miedo de que se sobrecaliente la economía de los Estados Unidos estuvo presente a lo largo de todas las jornadas y los resultados fueron francamente buenos.

     

    Tuvimos un lunes y viernes malos y martes, miércoles y jueves bastante buenos y los resultados fueron los siguientes: el Nikkei, el índice de la bolsa de Japón, tuvo un incremento en los últimos cinco días del 2.9 por ciento, muy buenos. En cambio, Shanghái, la bolsa china, decreció 1.40. En cuanto a Europa, también hubo una recuperación del 3.48, muy buena. El Dow Jones, el Standard and Poor's y Nasdaq tuvieron incrementos de más del 2 por ciento, sobresale el Dow Jones con un 3.6. En el caso de México, la bolsa subió 3.18, lo cual es francamente bueno.

     

    El peso recuperó 2.7 por ciento su cotización, llegó a tocar niveles en las semanas anteriores de 21.60 y finalmente viene cerrando sobre niveles de 20.80. En el euro sí hubo un movimiento un poco raro, el euro se revaluó 0.10 con respecto al dólar y el yen se devaluó un 0.6 por ciento. Los yenes ya están a 109 yenes por dólar y el euro está en niveles de 1.20. O sea que fue una semana de muy, muy alta volatilidad.   

     

    Y como dije al principio, la razón fundamental es que lo que sigue dominando los sentimientos del mercado es este miedo a la inflación y obviamente lo que esto puede representar. Pero yo le voy a pedir al licenciado Gordillo que aborde el tema con más precisión.

     

    JORGE GORDILLO: Gracias Manuel, saludos a todos. Efectivamente, lo que hemos visto de preocupaciones las últimas semanas de los mercados es lo que dices, es esta percepción de que la recuperación viene muy acelerada y vemos algunas señales sobre todo en commodities, en el precio del petróleo, en los metales, donde podríamos esperar o podríamos estar asustados por un repunte descontrolado de la inflación.

     

    Eso es lo que está en el sentimiento de los mercados en general que quieren adelantarse a posibles cambios en la decisión o en la mentalidad de la Reserva Federal de mantener sus estímulos por muchos años. Esta semana que pasó estábamos muy atentos a temas que reforzaran esta idea. El dato de inflación de Estados Unidos de febrero, las subastas de bonos de largo plazo, a ver qué tanta demanda tenían para ver qué tan preocupados están los mercados, y decisión de política monetaria en el Banco Central Europeo.

     

    Los tres temas fueron favorables: la inflación salió por debajo de lo esperado, no se ve tanta presión como el mercado anticipaba, las subastas fueron buenas y el Banco Central Europeo incluso dijo que iba a incrementar su compra de bonos con tal de tranquilizar a los mercados. Eso es lo que quiere escuchar el mercado.

     

    Todavía datos adicionales van a ponerle más volatilidad a los mercados, pero el mercado quiere escuchar que por parte de los bancos centrales, garantice que eso no va a pasar, que no va a haber preocupación por repunte de inflación, interviniendo directamente en la curva o directamente comprando bonos de largo plazo.  

     

    MANUEL SOMOZA: Claro que se nota, obviamente, cómo hay una discrepancia entre lo que quieren los mercados y lo que quiere la Reserva Federal. Parece como que los mercados están retando a la Reserva Federal para que ponga más estímulos ¿no?, para que siga inyectando dinero.

     

    Pero los datos duros son para mí los que más cuentan y son los que en el mediano plazo van a hacer, yo creo, que los mercados regresen más a la normalidad. Por ejemplo, dices de la inflación en Estados Unidos, bueno, pues salió febrero con 1.3 por ciento cuando en enero había sido de 1.4. Luego salen los precios al productor de febrero, se incrementan 0.5, cuando en enero se habían incrementado 1.3 por ciento, en fin, salen las subastas como tú dices y eran clave ver si había compradores de bonos en volúmenes. En la de 30 años se ofertaron 24 mil millones de dólares, a ver, no son cantidades pequeñas, y hubo compradores suficientes para ella, lo mismo que para la de 10 años.

     

    Entonces aquí es esa lucha de sentimientos donde por un lado los mercados se quejan de lo que siempre pidieron, pedían un poco más de estímulos, pedían crecimiento, pedían todo y ahora que se los otorgan o que lo están viendo, es cuando de repente se espantan.

     

    Fíjate una cosa, la inflación en Estados Unidos en los últimos diez años, en promedio, no ha podido rebasar el 1.5 por ciento. Y era un problema para la Reserva Federal el tratar de llegar al 2 por ciento. Ahora que se ve razonablemente que pudiera suceder eso, los mercados se espantan.

     

    Yo lo que estoy haciendo es que realmente creo que este es un tema de carácter coyuntural, que tiene valor, que hay que tomarlo en cuenta, pero yo no estoy alarmado, le creo más a la Reserva Federal que a los mercados. ¿Por qué? Porque lo que sí creo es que la tasa de referencia que es el ancla de todas las demás tasas, no la va a cambiar la Reserva Federal a lo largo de todo el 2021, porque si esa la cambiara, entonces sí, pónganse los cinturones porque esto sí se va a empezar a mover horrible ¿no?     

     

    Pero yo no creo, yo creo que se va a mantener con su posición de mantenerla en cero, bueno, de cero a 0.25, que es donde está. Pero bueno, ya nos lo irán diciendo los propios mercados.

     

    Yo creo que hay una diferencia y me gustaría tu opinión entre lo que se está haciendo ahora y lo que se hizo en la crisis del 2008-2009. La política monetaria que inventó Ben Bernanke del Quantitative Easing, que consiste en emitir dinero para comprar bonos y de esta manera inyectar dinero en la economía, funcionó extraordinariamente bien porque el dinero, en la mayor parte, iba dirigido a que se prestara al sector privado para actividades productivas, no eran emisiones de dinero para el consumo.

     

    En estos paquetes que estamos viendo últimamente, están los monetarios que van a tener el mismo efecto que en el pasado, pero hay un nuevo elemento y es que el paquete fiscal sí es para que le entre dinero a la bolsa de los norteamericanos y evidentemente que se lo gaste.

     

    Entonces en esa parte dice uno: ¡ah caray!, pues si esto es un elemento nuevo donde pudiera pegarle un poco más a la inflación, el chiste es que no se les salga de contexto, pero a mí sí me gustaría oír tu opinión al respecto.

     

    JORGE GORDILLO: Efectivamente, la diferencia que hay con ese entonces es el estímulo fiscal. Y hoy hay más estímulo fiscal porque las autoridades norteamericanas entendieron que esta no es una crisis de oferta, no es de que las empresas se deterioraron, no, es una crisis donde cerramos las puertas, no hubo compra, es una crisis de demanda.

     

    Entonces por eso el estímulo fiscal tomaba mucha más importancia y por ahí lo están atacando. En aquel entonces también al mercado le preocupó un poco que la recuperación económica generara inflación y lo que tuvo que hacer la Reserva Federal para tranquilizar a los mercados es hacer es vender bonos de corto plazo y comprar bonos de largo plazo y así le dio un poco de margen, uno o dos años más, para que el mercado estuviera tranquilo.

     

    El comentario que dices es el correcto, no hay que preocuparnos tanto porque la realidad es que estamos mejorando, hay una mejor normalidad, parece que la economía norteamericana va a salir antes de lo previsto, nos va a jalar a todo el mundo en general, y entonces los mercados se recomponen, los portafolios, pero en términos generales debería ser positivo por lo menos este año para los mercados financieros. 

     

    MANUEL SOMOZA: Estoy de acuerdo contigo Jorge. Oye, pasemos a México, hubo un dato muy importante, salió la inflación del mes de febrero, ligeramente arriba de lo estimado, 0.63, últimos doce meses creo que 3.74. Yo creo que esto le cierra un poco el camino a Banco de México para que siga bajando la tasa, pero cuál es tu opinión.

     

    JORGE GORDILLO: Bueno, hemos dicho que hemos sentido que el Banco de México todavía quiere bajar en dos ocasiones más la tasa de fondeo, lo han expresado algunos de sus miembros del comité, pero como dices, esta inflación hacia arriba, y no solamente la inflación ahorita pegándose al 4, sino muy probablemente la inflación de abril y mayo vaya a superar el 4 por ciento y llegue hasta 4.5 quizá por la presión que va a tener en las gasolinas y en los precios de commodities.

     

    Entonces le va a dificultar tomar la decisión, nosotros creemos que va a tomar una pausa en la decisión de baja y si lo puede hacer, lo intentará hacer hasta la segunda mitad.   

     

    MANUEL SOMOZA: Yo para terminar el programa quisiera dejar algo para reflexionar. Estoy preocupado por el proceso de vacunación en nuestro país, lo sigo viendo lento. Yo no entiendo por qué no se aprovechó esa gran experiencia que había en el sector salud en México de las brigadas de vacunación que encabezaba el sector salud junto con el IMSS, junto con el ISSSTE, con todo lo que compone el sector salud, y fueron exitosísimas las vacunas contra la polio, contra la viruela, contra el sarampión, todo eso que se hizo en México, pues digo, fue verdaderamente exitosísimo.

     

    Y esa experiencia ahí está, esa capacidad ahí está. Yo no tengo nada contra los Siervos de la Nación y menos contra el Ejército. Sin embargo, es gente que no está capacitada para llevar este proceso en forma tan eficiente como las famosas brigadas de vacunación que existían, yo no sé por qué se desperdicia la experiencia del pasado en las cosas que fueron francamente buenas. No sé si tengas alguna opinión muy rápido, porque ya se nos acabó el tiempo, mi querido Jorge.

     

    JORGE GORDILLO: Coincido contigo porque lo que se está jugando es con las muertes humanas. Si tú te retrasas en la vacunación, hay más muertes que a lo mejor pudiste haber evitado.

     

    El comentario ahí lo dejo, lo que sí creemos importante es que como se vaya dando el proceso de vacunación es como se va a esperar una mejor recuperación económica. La recuperación económica si está muy vinculada con el proceso de vacunación, entonces en la medida en que sea exitosa, rebotaremos más rápido y al revés. Claro también estaremos muy al pendiente de lo que pase en Estados Unidos. 

     

    MANUEL SOMOZA: Bueno, pues se nos acabó el tiempo, yo te quiero dar las gracias, pero sobre todo darle las gracias a todos ustedes que están con nosotros semana a semana aquí en Milenio Mercados en Perspectiva. Nos vemos la próxima semana. Muchas gracias.

     

    14/03/2021